Algo habremos hecho, que El Tepozteco se enojó Publicado Abril 16, 2014 por admin

2

Tepoztlán fue sorprendido por la fuerza de la Naturaleza; habíamos estado en semanas de calor intenso, pero ayer repentinamente el cielo se cerró, llegaron los vientos y la lluvia a los que siguió una granizada como nunca se había visto.  Dirían nuestros abuelos: “algo habremos hecho, que El Tepozteco se enojó” y como se acostumbra cuando llueve fuerte se lanzaron cohetones en algunos barrios, en un intento por hacer que las nubes se disiparan. Muchos lo vieron como un hecho hasta simpático, claro, acá las calles no se hacen blancas de nieve. Sin embargo hubo consecuencias negativas: se cerraron caminos en algunas de las comunidades, se inundaron casas, se cayeron techos; también los campos y nuestros árboles se vieron afectados: cafetos, limoneros, aguacates, naranjos, zapotes, cajinicuiles, guayabos, aguacates quedaron severamente dañados en su follaje y frutos.

Lo que ocurrió ayer no puede quedarse en la anécdota, debe tomarse como una señal. Recordemos lo que ocurrió hace dos años en el Estado, las lluvias más fuertes y las peores inundaciones en Huitzilac y Cuernavaca. Y el año pasado, lluvias retrasadas y un período de sequía con grandes incendios por doquier, como nunca habíamos visto en Tepoztlán. Todo lo anterior síntomas clásicos de lo que los estudiosos llaman “cambio climático” como lo menciona el Instituto nacional de ecología y cambio climático (INECC):

De acuerdo a los científicos que han analizado este fenómeno, cada vez tendremos climas más extremosos y fenómenos climáticos más intensos. En general, los veranos serán más cálidos y los patrones de las lluvias se modificarán, dando lugar a lluvias más intensas en algunas partes y lluvias menos frecuentes en otras, aumentando así las sequías.

Estos hechos en años recientes y  la referencia del INECC, evidencian que el climático ya se asoma a Tepoztlán, donde somos privilegiados al vivir en una zona de gran riqueza natural, supuestamente protegida, pero que a los gobiernos y ambiciosos pareciera importarles poco, por los gravísimos daños que se le están haciendo. El mismo INECC comenta:

Los estudiosos del fenómeno han concluido que el cambio climático es producto, principalmente, de la actividad humana. El uso intensivo de combustibles fósiles (carbón, petróleo, gasolinas, diesel, gas natural y los combustibles derivados del petróleo) y la quema y pérdida de bosques son dos de las principales fuentes de este problema.

Es decir todo lo que proyectos como la ampliación de la autopista y el Plan Integral Morelos generarán. En Tepoztlán vemos deforestación desmedida y destrucción de los cerros por la ambición de unos cuantos por el poder político y económico al querer beneficiarse de los recursos naturales que no les pertenecen. Y sufrimos las consecuencias del cambio climático con las pérdidas humanas y naturales, pero parece que esto ya no nos conmueve. Es más fácil vivir en un mundo de ilusión donde no pasa nada, donde la “comodidad” es más importante consumiendo PET, unicel, plásticos, “consumir hasta ver el mundo morir”.

Además hay que sumar la negligencia, ignorancia y ambición de gobernantes de quinta, como el impresentable Francisco Navarrete Conde, quien con brutal ignorancia se atreve a afirmar que los árboles “como quiera se recuperan”, bajo el absurdo argumento de que es más importante la “derrama económica”.

Estas “autoridades” sin autoridad moral, como Graco y su juguete Pancho, que más bien están al servicio de empresas privadas, insisten en destruir el medio ambiente, ampliando carreteras, construyendo termoeléctricas, gasoductos, unidades habitacionales, balnearios por la fuerza, violando la ley y contra la voluntad de los pueblos. Cada uno de estos proyectos tiene consecuencias negativas y la factura la pagaremos todos, la Naturaleza ya responde con incendios forestales, sequías, fuertes vientos y granizadas.

Quisiéramos equivocarnos y pensar que las inundaciones, los incendios y la granizada de ayer no son signos negativos de algo más por venir…

Tepoztlán, pueblo trágico, le da la bienvenida al progreso… y al cambio climático.

Hagamos conciencia, luchemos y cuidemos este paraíso que insisten en destruir

 ¡Tepoztlán es de tod@s!

¡No a la destrucción de nuestros cerros y bosques!

¡No contribuyamos más al cambio climático global!

Frente Juvenil en Defensa de Tepoztlán

Algunas fotografías tomadas de la web, incluyendo el perfil de Facebook del ayuntamiento de Tepoztlán, a quien le agradecemos mostrarnos las consecuencias de las malas políticas públicas.

2 comentarios

  • miguel 16/04/2014 at 11:44 PM

    Si es cambio climático pero es natural son ciclos que nuestro planeta tiene estamos en una epoca de transición en una especie de mini era glaciar que durara unos años. Solo nos queda adaptarnos

    Responder

  • Bernardette 17/04/2014 at 9:33 PM

    En el peor momento sucedio la granizada del siglo en Tepoztlan, los arboles frutales acabando su floración ya tenia su fruto verde en proceso de maduración, ahora pelones, ni hoja ni fruto. Se interrumpió el ciclo de la primavera, que toca? De aqui al resto del año los arboles volveran a brotar hoja, pero el fruto? Lo dudo. Mis lastimeras condolencias con la gente campesina que reportan haber perdido sus cosechas de ji tomate, calabaza, gladiola, frijol, fresa, todo destruidos. Esto NO es común! No sigamos buscando escusas. Nunca en los últimos 1,000,000, se ha visto un incremento en el nivel de bióxido de carbono en la atmósfera, como el de los últimos 150 años. Mas que el doble. Debido al ¨crecimiento ¨ desmedido de la industria y el uso alocado de combustibles fósiles. ¡No a la destrucción de nuestros cerros y bosques!

    ¡No contribuyamos más al cambio climático global!

    Responder

Comenta